¡Soluciona tus problemas de solvencia desde hoy mismo!
Llama ahora y sal del fichero Tlf. 123 456 789
Apuestas-morosos

Las apuestas por internet ‘disparan’ a los morosos de entre 18 y 30 años

Los menores de 30 años, los más reincidentes en los ficheros de morosos

El 24% de los mayores de 61 años que están en una lista de morosos se debe al impago de facturas de gas o electricidad

Una deuda de 50 euros con una compañía de telefonía o un descubierto en la cuenta basta para que una empresa pueda incluir a un ciudadano en una lista de morosos. Aunque la deuda sea muy pequeña, el estar dentro de estos ficheros puede ser un gran problema para el ciudadano sobre todo si planea pedir un préstamo o una hipoteca.

Las entidades, antes de conceder financiación, investigan la situación económica del cliente. Si el solicitante de un préstamo está dentro de alguno de estos ficheros de solvencia patrimonial tendrá menos posibilidades de conseguir el crédito, aunque cuente con altos ingresos. Por ello, es muy importante saber si alguna empresa nos ha metido en una lista de morosos para poder salir de ella.

Los bancos, los que más ciudadanos meten en las listas de morosos

El 53% de los ciudadanos que figura en una lista de morosos está en ella por el impago de un préstamo personal. El 40%, por dudas relacionadas con su tarjeta de crédito y el 18% por descubiertos en cuentas. Fuera de las entidades financieras, el 40% de los morosos tienen deudas con compañías de telefonía y el 9% por impagos en las facturas del gas o la electricidad. Dentro de este último segmento, el 50% tiene otras deudas. Estos son algunos de los datos más relevantes del primer informe sobre: ‘Cómo llegan los ciudadanos a las listas de morosos’ realizado por iMorosity.  “Como se puede observar, la suma de los porcentajes es mayor del 100%, esto se debe a que muchos de los morosos tienen más de una deuda pendiente”, explica Mario Mazaira García, CEO de iMorosity.

Las entidades financieras son las que acumulan el mayor porcentaje de morosos.

Las entidades financieras son las que acumulan el mayor porcentaje de morosos. Si sumamos los porcentajes descritos anteriormente, el 111% de los encuestados por iMorosity tienen alguna deuda con una entidad, siendo el 53% de los casos por un préstamo personal. “Las deudas de los ciudadanos en este segmento provienen de la crisis financiera de los últimos años. El problema está en las dificultades que aún tienen algunos a la hora de abonar las mensualidades de su deuda y por consiguiente no poder amortizarla”, señala Mario Mazaira García.

Viajes, un coche nuevo e incluso el pago de otra deuda anterior. Estos son algunos de los fines para los que se han pedido estos préstamos que ahora se encuentran en la lista de impagados. “En los últimos meses sí que hemos notado un crecimiento de los impagos en financiaciones para las vacaciones, la compra de móviles de alta gama o la compra de vehículos. En el caso del sector del automóvil estamos viendo cómo están creciendo cada vez más las operaciones de renting para adquirir coches de gama más alta lo que supone un extra en las cuotas mensuales del ciudadano que muchas veces son difíciles de afrontar”, destaca el CEO de iMorosity.

Los menores de 30 años, los más reincidentes en deudas

Si analizamos los datos de morosidad por rangos de edad podemos ver cómo los encuestados por iMorosity que tienen entre 18 y 30 años son los más reincidentes en deudas. De media tienen 3,3 deudas por persona y suponen el 12% del total de morosos.

Dentro de este grupo de ciudadanos, el 36% está en una lista de morosos por una deuda relacionada con un préstamo personal, le siguen las deudas con los minicréditos (21%) y la morosidad con las tarjetas de crédito (21%). Finalizan el listado las empresas de telefonía (13%), la financiación de consumo (6%) y los descubiertos en cuenta corriente (3%).

“La generación de Internet, compuesta por personas de entre 18 y 30 años, son los más expuestos al consumismo desbordado de productos preferentemente tecnológicos con sus facilidades de financiación inmediata, como pueden ser los videojuegos o dispositivos móviles. A esto se ha sumado un efecto reciente: las apuestas deportivas o juegos en red. El aumento de concesión de créditos con estas finalidades ha crecido considerablemente en los últimos meses. El problema reside en que estos jóvenes, con el nivel de sueldos actuales, van a tener muchas dificultades para afrontar esta deuda. Además, esta deuda que probablemente se alargará varios años mermará sus futuros proyectos vitales”, resalta el CEO de iMorosity.

El porcentaje más elevado de morosidad lo tienen los españoles entre 31 y 40 años.

El porcentaje más elevado de morosidad lo tienen los españoles entre 31 y 40 años. Concretamente suponen el 36% del total. Dentro de los motivos por los que están dentro de los ficheros de morosos destacan las compañías de telefonía (32%), le siguen los préstamos personales (26%), las tarjetas de crédito (15%), los descubiertos en cuenta (15%), los minicréditos (7%) y por último la financiación de consumo con un 5%. La tasa de reincidencia  en este grupo de edad está en el 2,3 deudas por persona.

El segundo grupo de edad con más deudas son los encuestados de entre 41 y 50 años. Estos ciudadanos suponen el 34% del total. En este segmento de población, los préstamos personales (40%) son la principal fuente de deudas dentro de las listas de morosos. Le siguen las tarjetas de crédito (38%), las empresas de telefonía (11%), los minicréditos (10%) y con un 1% otros motivos. En este caso el número de deudas por individuo se sitúa en 2,9.

En la franja de edad siguiente (51-60 años) baja considerablemente el número de morosos, ya que según los datos de iMorosity solo suponen el 12%. El número de deudas cae hasta dos por encuestado. En este caso, la financiación del consumo (25%) es la principal causa por la que estas personas se encuentran en una lista de morosos. Le siguen los préstamos personales (20%) y las tarjetas de crédito (20%). Con porcentajes más bajos encontramos los minicréditos (15%), las empresas de gas y electricidad, las empresas de telefónica (5%) y los descubiertos bancarios (5%)

Las deudas de gas y electricidad se disparan entre los mayores de 61 años

En las listas de morosos también se pueden encontrar personas mayores de 61 años, que suponen el 6% del total. El principal motivo por el que están en estos ficheros es el impago a empresas de telefonía (33%) y a compañías de gas o electricidad (24%). El resto de deudas se reparte de la siguiente manera; tarjetas de crédito 15%, préstamos personales 14%, descubiertos en cuenta 10% y financiación de consumo 4%. Este tipo de ciudadanos tiene 2,3 deudas por persona.

“La agresividad en la venta de productos energéticos ha aumentado las anotaciones en los ficheros de mayores de 61 años”

¿Por qué son tan altas las deudas de este grupo de edad con las compañías de gas y electricidad? “Uno de los efectos de la crisis financiera es que las personas mayores han tenido que asumir gastos extraordinarios para pagar servicios básicos de sus familiares cercanos. A esto se ha sumado la agresividad de venta de productos energéticos, es más, ésta ha tenido que ser regulada y en algunos casos incluso prohibida, cuando a la persona a la que se le presenta la propuesta de venta o cambio de compañía tenía cierta edad. No se explicaba correctamente el producto, dando lugar a innumerables quejas e impagos por los afectados. Por ello, han aumentado exponencialmente las anotaciones en ficheros de solvencia a ciudadanos mayores de 61 años por parte de empresas energéticas o comercializadoras”, explica el experto financiero Javier del Palacio Marcos.

¿Cómo salir de una lista de morosos?

La entidad financiera, la empresa de telefonía o la del gas: cualquier empresa puede meter a un ciudadano en uno fichero de morosos. Basta tener una deuda superior a 50 euros para que estas compañías actúen de esta manera con el fin de cobrar su deuda. “Las entidades que más usan los ficheros de solvencia para registrar datos de ciudadanos son las entidades financieras. Estas empresas son las que con más insistencia y automatismos utilizan los ficheros”, explica Javier del Palacio Marcos.

Además de ser las que más ciudadanos incluyen en los ficheros de morosos son las que ponen más dificultades para salir de ellas. “El problema radica en que estas empresas pueden demostrar la deuda que reclaman y se han ajustado a la ley para registrar al ciudadano en el fichero de solvencia patrimonial. A esto se une otro problema: algunas de estas empresas están registradas en otro país, algo que suele ocurrir en el caso de minicréditos o cuando la empresa a acudido a una compañía de recobros. Esto impide al ciudadano reclamar sus derechos ante estas prácticas. Hay órganos judiciales competentes a los que acudir si esto es demostrable pero el importe de las cantidades que reclaman individualmente normalmente desaconseja este procedimiento por su elevado coste y escasa agilidad”, apunta el experto financiero.

Datos de la encuesta

Para la realización de la encuesta y posterior análisis se han tenido en cuenta la opinión de 2.580 clientes de iMorosity a través de un breve cuestionario. El periodo en el que se han realizado las preguntas ha sido desde el 1 de julio hasta el 31 de julio de 2019. Para la recopilación de los datos no se ha tenido en cuenta ni el género ni la localización del entrevistado aunque todos los encuestados se encontraban en territorio nacional. El único dato de segmentación ha sido la edad.

¿Qué es iMorosity?

iMorosity es una empresa que cuenta con una amplia experiencia en el sector de los ficheros de morosos, constituida por profesionales, formados en distintas ramas del derecho y de la administración gestión de empresas con amplios conocimientos del sector de morosidad en el territorio nacional.

Estamos comprometidos con el usuario final, bien sea particular o empresa. Nuestro método de trabajo está adaptado a los reglamentos que regulan dicha actividad. Acogiéndonos a las Leyes y reglamentos del territorio nacional español, y cumpliendo a rajatabla con las mismas. Gracias a su compromiso con la transparencia y espíritu empresarial, iMorosity ha recibido el apoyo del Fondo Social Europeo desde 2016.

iMorosity es una empresa comprometida con la fundación Vicente Ferrer comprometida con el desarrollo y la mejora de las condiciones de vida de las comunidades más desfavorecidas de La India. Además, de apoyar múltiples asociaciones locales y nacionales comprometidas con los sectores más desfavorecidos de la población española.

iMorosity pertenece a la confederación empresarial de Bizkaia (CEBEK) de la que es miembro desde 2018. Esta startup también ha sido finalista en los premios de ‘Mejor Empresa Emprendedora’ otorgados por Bizkaired (Asociación de Empresas de Bizkaia en Red) quedando en segunda posición.

Llama¿Tienes dudas?

¡Mira lo que hacemos por ti!

Campo obligatorio
Teléfono incorrecto


Campo obligatorio

¡Gracias!

Uno de nuestros expertos le llamará en cuanto sea posible


Nuestro horario de atención es:

Lunes a Jueves de 9:00 a 19:30Viernes de 9:00 a 15:30

Política de privacidad


Los datos que nos facilitas en el registro formarán parte de una base de datos de iMorosity SLL, con domicilio en Plaza Landabaso 5 Ext. 5C y serán tratados para facilitarte la información solicitada y poder contactar contigo en el futuro para llevar a cabo acciones comerciales, en caso de que nos hayas proporcionado tu consentimiento marcando el check habilitado al efecto.

Podrás ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación, oposición, limitación dirigiéndote a iMorosity a la dirección antes indicada. Mantendremos tus datos mientras no ejerzas tu derecho de cancelación. Podrás ponerte en contacto con el Delegado de Protección de Datos (DPO) a través de: atc-suscripcion@imorosity.com