logo imorosity

Préstamo entre particulares

Préstamo entre particulares estando en ASNEF, ¿problema o solución?

2 de enero de 2023

Por iMorosity

un préstamo entre particulares estando en ASNEF tiene sus riesgos

Es una de las grandes dudas que tiene mucha gente. ¿Si alguien me presta dinero tengo que declararlo? Evidentemente hablamos de lo que se considera un préstamo entre particulares. Si te dejan dinero para una cena por ejemplo o para irnos a tomar algo, no estamos hablando de eso.

Estamos hablando cuando la operación se regula de acuerdo con lo establecido en la ley sobre préstamos entre particulares. Ahí sí es cuando se puede dudar sobre si un amigo me presta dinero, ¿tengo que declararlo?. 

Bueno, un amigo, un familiar, etc. Hemos puesto un ejemplo, pero las condiciones de tributación son aplicables a cualquier préstamo entre particulares. Todos funcionan de la misma manera, sea quien sea el acreedor

Antes de nada, indicar que si tu intención es acceder a un préstamo entre particulares debido a que estás en ASNEF y no te dan financiación en ningún lado, puede que no sea la mejor idea (más adelante explicaremos los motivos).

La mejor opción en la mayoría de casos va a ser salir de ASNEF y, una vez fuera de las listas, bien sea de manera permanente tras pagar de la deuda o de manera temporal tras acogerse a una baja cautelar, solicitar el préstamo en una entidad financiera.

¿Qué se considera préstamo entre particulares?

Antes de nada. ¿Qué se considera préstamo entre particulares? Un préstamo entre particulares es una operación de crédito realizada entre dos personas particulares cuyas condiciones (Cantidad prestada, tipos de interés, plazos de devolución, fecha de la firma del contrato…) tienen que formalizarse por escrito en documento privado.

Para asegurarse, sobre todo por parte del acreedor, de la legalidad de la operación, redactar un contrato de préstamo será el primer paso, puesto que, como hemos dicho, los préstamos entre particulares deben ser actos jurídicos documentados

Ventajas de un préstamo entre particulares:

Las principales ventajas de acceder a un préstamo entre particulares están sujetos a la voluntad de la persona que presta el dinero, por eso lo ideal es que sea un familiar o amigo y no firmes un préstamo entre particulares con alguien que se dedica a ello de manera lucrativa y que has encontrado por Internet. 

La razón de esto es que en un préstamo entre particulares, si la persona se ofrece (o accede) a ello tiene relación o confianza con nosotros es muy probable que nos deje el dinero a un tipo de interés muy bajo o incluso inexistente

Además, también es más fácil acordar la forma en la que se recibe el dinero y también las condiciones para devolver el dinero

En este caso, la persona que recibe el dinero, al tener confianza con la que lo presta, puede obtener mayor flexibilidad para devolver ese dinero. Por eso solo debes acudir a personas de confianza absoluta. 

Desventajas de un préstamo entre particulares

El dinero enturbia muchas relaciones. Por eso, por muy amigo que sea o aunque sean tus padres, debes tomarte en serio lo firmado y las condiciones pactadas para devolver el dinero

La existencia de un contrato de préstamo entre particulares es una forma legal de validar que existe una operación crediticia entre ambas partes y es lo que hace que, en caso de impago, pueda incluso reclamar la deuda por la vía judicial. 

A la hora de firmar el contrato, no vale cualquier cosa. No vale firmar en una servilleta las condiciones y firmarse por las dos partes. 

Seguramente sea necesario, si se quieren hacer las cosas bien, los servicios de algún abogado experto que asiente las bases de ese documento. Por tanto, un préstamo entre particulares también lleva papeleo. 

¿Cómo asegurarse de que el contrato está correcto?

A la hora de establecer las condiciones y términos del contrato de un préstamo entre particulares, estos se encuentran estipulados por Hacienda.

En este caso debes presentar el modelo 600 de la agencia tributaria donde deben aparecer entre otros aspectos los datos de las personas que firman el contrato, la fecha, el plazo de amortización, el tipo de interés así como las condiciones pactadas por ambas partes no mencionadas anteriormente. 

Aunque parece fácil, que es simplemente ir a Hacienda, solicitar el papeleo y rellenarlo, lo cierto es que un préstamo entre particulares conlleva mucho más papeleo del que parece y, en la mayoría de casos, se deberá contar con la figura de un abogado que supervise y gestione todo el proceso para que se haga de acuerdo a la legalidad vigente y así evitar problemas posteriores entre dos personas de confianza y con Hacienda. 

El acreedor únicamente deberá declarar a Hacienda en caso de haberse lucrado con la operación. Por su parte el receptor del dinero tendrá que declararlo, aunque si hace las cosas bien no pagará por ello.

 

¿Hay que declarar un préstamo entre particulares?

Bien. Ahora la pregunta que se hace mucha gente. ¿Cómo actúa Hacienda en relación a los préstamos entre particulares?

Antes de nada sí. Un préstamo particular hay que declararlo. Concretamente, a este tipo de operaciones financieras se les aplica el impuesto sobre transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados. Dicho esto, esto no supone ningún coste para quien recibe el dinero

Aunque estén sujetos al impuesto citado anteriormente y el receptor deba declararlo, posteriormente tendrá la posibilidad de autoliquidarse el impuesto y por tanto no tener que pagar por ello

En este caso, si las condiciones del préstamo entre particulares son difusas o no se declara el préstamo en los plazos legalmente previstos, Hacienda  puede sospechar que se trata de una donación encubierta

En ese caso sí que el receptor del dinero debe pagar a Hacienda según lo aplicado en el impuesto de sucesiones. De ahí la importancia de hacer las cosas bien y asegurarse de que el contrato está correctamente redactado. Sin errores. 

Dicho esto, no hay que dormirse en los laureles, puesto que el plazo de presentación de la autoliquidación de dicho impuesto es de un mes desde a contar desde el día siguiente a la firma del contrato. 

¿Tiene que declarar algo el acreedor?

El prestamista tendrá que declarar únicamente en caso de lucrarse con la operación. Es decir, si no obtiene ningún beneficio (presta el dinero con un tipo de interés al 0%) en este caso no debería realizar trámite alguno. 

Por el contrario, si obtiene rendimiento económico a través del préstamo entre particulares, esos beneficios debería declararlos en la declaración de la renta dentro del apartado de rendimientos de capital inmobiliario. 

Si buscas un préstamo entre particulares porque estás en ASNEF y no te conceden el dinero en ningún lado, es importante que seas honesto con la persona a la que le vas a pedir prestado.

 

¿Un préstamo entre particulares por estar ASNEF? ¡Cuidado!

Un préstamo entre particulares puede ser una solución en ciertos momentos. Sin embargo, si el motivo que te lleva acudir a un familiar o amigo para conseguir el dinero es que te lo deniegan en todos lados por estar en listas de morosos, debes ser honesto. ¿Quieres poner en riesgo la relación que tienes con esa persona?

Por eso es importante que, llegados a ese punto, seas sincero con la persona a la que le estás pidiendo el dinero. Cuéntale que tienes anotaciones en ASNEF y que con eso, decida si acceder o no a prestarte el dinero. 

A partir de ahí, una forma segura de conseguir financiación de manera que no se involucre nadie del entorno es salir de los ficheros de morosidad

Para ello existen varias opciones. la primera, abonar lo que se reclama y notificarlo a la empresa gestora del fichero (si no existe esa notificación vas a seguir en ASNEF a pesar de haber pagado la deuda).

En caso de no disponer de esa posibilidad, otra opción es tramitar una baja cautelar. Este método consiste en retirar las anotaciones de los ficheros de morosidad de manera temporal y aprovechar ese periodo para acudir al banco que desees y conseguir el dinero

Como ves de ASNEF se puede salir. Por eso, salvo que te parezca correcto y justo (y que el familiar o amigo acceda) involucrar a terceras personas en una operación de tal calado como es el hecho de prestar dinero. ¿No crees que va a ser mejor salir de las listas de morosos?

Otras personas también leyeron:

¿Si estoy en ASNEF puedo alquilar un piso?

Si estoy en ASNEF, ¿puedo alquilar un piso? Estar en los ficheros podría suponer un gran problema para alquilar una vivienda. ¡Descubre qué hacer!

¿Si no tienes nada a tu nombre te pueden embargar?

Aunque parezca una contradicción, si no tienes nada a tu nombre te pueden embargar. Descubre el método para que no te pille por sorpresa ni a ti a los tuyos.

¿Cómo puedo reclamar los gastos hipotecarios?

Tras la Sentencia 705/2015 del 23 de diciembre de 2015 por parte del Tribunal Supremo, puedes reclamar todos los gastos hipotecarios abusivos y nulos.

Trucos para que te concedan un préstamo y evitar problemas

Aplicar trucos para que te concedan un préstamo facilita el acceso a financiación y también sirve para encontrar el préstamo que mejor se adapte al usuario.

Dación en pago, ¿es buena idea?

Una dación en pago puede suponer la solución para todo aquel que no pueda hacer frente a su hipoteca. Pero primero asegúrate de no estar en los ficheros.

Contratar internet con ASNEF, ¿Es posible?

Muchas de las personas que están en una lista de morosos han tenido problemas a la hora de contratar internet estando en ASNEF.

He pagado la deuda y sigo en ASNEF [Solucionado 2022]

He pagado la deuda y sigo en ASNEF: ¿Cómo es que el banco me sigue denegando financiación si tengo un justificante de pago? Resolvemos tus dudas.

Reagrupación de deudas con impagos, ¿es posible?

La reagrupación de deudas permite agrupar todas las deudas en una y pagar menos al mes. Pero si estás en ASNEF podrías tener problemas para conseguirlo

¿Quién paga las deudas de un fallecido en España? cuidado con las herencias trampa

Quien paga la deuda de un fallecido en España dependerá de la fórmula escogida cuando se acepta una herencia. Descubre cual es la mejor para tu situación.

Las mujeres son menos morosas que los hombres

La morosidad es casi un 10% más común en hombres que en mujeres. Descubre a qué se debe y nuestra oferta para celebrar este 8M

%

De nuestros clientes, consiguen solucionar su situación en los ficheros.

Logo de Instagram en blanco sobre fondo rojo
Facebook
Linkedin
Twitter
Youtube
Blog de iMorosity